En vivo

AL fm

Loading...

AL música

XIU XIU- GIRL WITH A BASKET OF FRUT

Por: Andrés Lupone

El dúo conformado por Angela Sao y Jamie Stewart vuelve con su sexto disco de larga duración, y pareciera que ya perdieron completamente la cabeza con uno de sus trabajos más oscuros y frenéticos.

El disco abre con “Girl With a Basket of Fruit”, una rola que muestra a Xiu Xiu experimentando con ritmos tribales. El acelerado y frenético ritmo de los tambores distorsionados con las maracas haciendo un patrón casi de cumbia hace que la perturbada voz en spoken word se pierda en este mar de sampleo y disonancia. El track me recuerda a aquel primer disco de Death Grips que sacaron en el lejano 2010 llamado “The Money Store”. Sobre todo me llama mucho la atención la fuerte similitud que siento con el primer track del disco: “Get Got” al usar percusiones y una voz distorsionada pero puesta sutilmente en el fondo.

“It Comes Out as a Joke” es una especie de interludio que funciona mas como un profundo diseño sonoro que como una canción. Es una perturban pieza en la cual el ruido viaja al rededor de los oídos y parece no aterrizar en algo concreto hasta que la atmósfera se corta por un pulso distorsionado de percusiones.

“Amargi ve Moo” nos muestra la faceta más melancólica del proyecto. Tan sólo con un violín y una voz casi llorando, la canción es una masterclass en lo mucho que se puede lograr con tan pocos elementos. La voz de Xiu Xiu es casi teatral y completamente melodramática. Se siente como si fuera la escena melancólica de una película de terror. Pero lo más frenético llega en el tercer minuto cuando nada más escuchamos el violín volver a la melodía principal y la voz hacer ruidos de loco en manicomio. Hace mucho que no me perturbaba tanto una canción, sobre todo una que escuchara en la oscuridad.

“Ice Cream Truck” es mi track favorito del disco. Es de las pocas canciones en las que el título aparece de forma diegética en la narrativa de la canción. El coro consiste en la clásica melodía del camión de los helados puesta en un contexto musical que la hace sentir todo menos agradable. También hay una curiosa instrumentación de contrabajo tocando en un registro muy agudo.

“Pumpkin Attack on Mommy and Daddy” es el break instrumental del disco. Es una rola completamente industrial y hasta de la vieja escuela en la manera en la que utilizan el sampleo.

En la segunda mitad del track llegamos a una serie de mini-coros de distorsión y cajas de ritmos que no duran mucho, pero las repiten tanto que cada vez te dejan con ganas de más.

La exploración en sonoridad y atmósfera en “The Wrong Thing” muestra como el sonido de este proyecto ha madurado y evolucionado tanto en composición como en narrativa y texturas. Las campanas que se apoderan de la mezcla en la mitad de la canción logran un momento cinemático.

“Mary Turner Mary Turner” es como una contraparte de “It Comes Out as a Joke”, funcionando como otro interludio compuesto de puro diseño sonoro y sampleo en baja calidad musicalizado por capas de ruido blanco y pulsos variados de cajas de ritmos.

“Scissssssors” es la pura ironía rítmica. Todos los sonidos que escuchamos son de percusiones, pero estas no siguen ningún tipo de pulso constante, como aquel ritmo variable que produce el girar un Den-den-daiko. Por supuesto, todo esto está encima de una capa de ruido blanco.

El disco cierra con broche de oro en “Normal Love”, una balada minimalista compuesta de una lenta y simple pero bella figura de piano y un acompañamiento de contrabajo. El peso emocional en esta canción es tan sincero y real que logra canalizar mucho más que la pura tristeza. Las sensaciones que comunica son mucho más abstractas, como si a momentos sonaran desde un lugar de enojo y violencia, pero todo exponiéndose con cierto grado de vulnerabilidad. 

Mi experiencia al escuchar “Girl With a Basket of Fruit” por primera vez fue un poco peturbante, no es música para amenizar, al contrario, es dura, violenta y a la vez muy sensible. 

Pero esto es algo que ya se sabe del dúo, a lo largo de dos décadas se ha encargado de tocar temas personales y experiencias o sucesos de su vida a través de paisajes sonoros tan abstractos como un sueño. 

El conjunto de canciones es tan abstracto que requiere que varias escuchas sin pausa de inicio a fin. Si escuchas cada canción por separado, algunas funcionan por sí mismas, pero no son lo mismo sin el contexto del disco en su totalidad. Definitivamente refleja al duo entrando cada vez más dentro de su mundo sin la idea de una referencia en proceso creativo.

Compartir en:

CONTENIDO RELACIONADO